Con este artículo te doy la bienvenida a nuestro blog!!!

Este es un espacio en el que quiero llevarles a todas las mujeres del mundo, un mensaje de bienestar, de amor,  de tranquilidad, inspirarlas a vivir su máximo potencial y acompañarlas en su proceso de reconexión consigo mismas para ser quienes realmente quieren ser.

Como muchas personas que conozco, llegué al yoga después de una ruptura amorosa, como decimos en Colombia, “la tusa” me llevó a replantearme muchos aspectos en mi vida, entre esos, mi conexión conmigo misma y mi reconexión con la energía femenina que habita en cada una de nosotras. Y así empezó este camino, mi camino. Llevo más de siete años practicando yoga de forma intensa, (es decir mínimo 4-5 veces por semana), he explorado diferentes variantes: Hatha, Kundalini, Bikram, Vinyasa y Power yoga, he tenido la fortuna de contar con maestros increíbles y he conocido gente maravillosa de la cual he aprendido diferentes herramientas de sanación.

Mi práctica siempre había sido muy dinámica, muy fuerte, muy exigente y lo hacía así no por demostrarme ni demostrar nada sino porque sentía que mi cuerpo me lo pedía, sentía que me estaba preparando para algo más y tenía que estar lista. Y efectivamente el siguiente paso llegó, el universo es sabio y hay un orden para todo. Después de muchos años de intentarlo e intentarlo sin conseguir un buen resultado, pude sentarme en mi tapete a meditar, a explorar mi mente (sobretodo a no dejar que ella me explorara a mi), a practicar la conciencia plena que no es otra cosa que la habilidad para ver las cosas como realmente son, superando la visión nublada que nos presentan nuestros sentimientos, prejuicios y etiquetas. El equilibrio perfecto se da cuando cuerpo, mente, alma, y corazón aprenden a estarlo.

Pero fue hasta hace poco cuando alguien muy cercano me dijo: “¿Y bueno, tanto esfuerzo y dedicación para que te han servido?”, que reflexioné acerca de esto y quiero compartirles lo que estos siete años de práctica intensa me han dejado:

1. Dejar ir. Sé que11062357_799707500127559_7306247308088645939_n todo el mundo lo dice, pero es verdad,   nada que hacer. No hay mejor sensación que la libertad de saber que eres TU misma la que está decidiendo lo que pasa por tu vida. Cuando entendemos que la vida está formada por ciclos, aprendemos a cerrarlos, dejar ir y abrirnos a uno nuevo con un corazón limpio y sano. Esto es muy poderoso, en términos energéticos es como si le estuviéramos gritando al mundo “Estoy lista para lo que sigue”.

2. Sólo TU eres responsable de como son tus días. Es muy fácil culpar a los demás de lo que nos sucede y victimizarnos, pero cuando entendemos que la realidad externa es un reflejo de nuestra realidad interna, podemos empezar a hacer ajustes y cambios que nos lleven al bienestar esperado.

3. Cada persona tiene su propia historia. La forma en que veo la vida y la afronto es totalmente personal, todas tenemos un pasado y cada persona vive su vida según lo que le haya tocado vivir, según el contexto en el que se desarrolle, según sus sueños y expectativas. No hay una verdad absoluta, todos los puntos de vista son válidos e igual de importantes. Liberar el EGO es dejar atrás las ganas de tener la razón siempre, de imponerme, no hay nada mejor que liberarse de prejuicios y del control.

4. Nadie te da más amor que tú misma. La única persona que te va a acompañar a lo largo de la vida, eres TU misma, nadie te va a dar un amor más puro, tranquilo y altruista que tú misma, así que ahora dedico tiempo a conocerme de verdad, a enamorarme de mi misma, trabajo por encontrar qué es lo que verdaderamente me hace feliz y lo que definitivamente no me gusta y sobretodo lo digo, ya no me guardo nada.

A mi cuerpo le tomó todos estos años acondicionarse y prepararse para poder entrar en este estado de comodidad que me permite hoy en día alcanzar un estado de conciencia y conexión mente – cuerpo y alma. Solo me queda el resto de la vida para seguir explorando mi potencial y seguir compartiendo todo el aprendizaje y las experiencias con todas ustedes, mujeres maravillosas!

De nuevo bienvenidas, siéntase libres de opinar lo que quieran, lo que sientan, sin filtro.

Deja atrás tus temores… Actúa… Piensa… Medita… Sobretodo, quiérete Mucho.

Comentarios

comentario

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com